Las 10 Causas más Comunes de Hinchazón de Vientre

08.01.2021


El vientre hinchado o la hinchazón abdominal se describe como el aumento del tamaño del abdomen junto con presión abdominal y la sensación de estar hinchado. La hinchazón abdominal suele ir acompañada de otros síntomas como dolor de vientre, flatulencias, eructos,  rugidos o sonidos digestivos. 


¿CUÁL ES EL PROCESO FÍSICO DE LA HINCHAZÓN ABDOMINAL?

Existen tres origines de hinchazón de vientre, todos ellos pueden causar distensión abdominal:

  • RETENCIÓN DE LÍQUIDOS: La hinchazón causada por la retención de líquidos puede provenir de lo que comes (alimentos salados, carbohidratos), hormonas (embarazo, períodos menstruales), o por una enfermedad (enfermedades del corazón o del hígado).
  • AIRE: Este tipo de hinchazón abdominal es causada por la ingestión de aire. Las causas incluyen chicles, fumar, ansiedad, comer rápido, beber con pajita o las bebidas con gas.
  • GAS: Este es en realidad el tipo más común de distensión. Este se produce en los intestinos como parte del proceso digestivo. Aunque es completamente normal producir algo de gas diariamente, producirlo en exceso y no poder expulsarlo naturalmente puede producir un gran malestar.

CAUSAS MÁS COMUNES DE HINCHAZÓN ABDOMINAL

Aquí están algunas de las razones más frecuentes por las que podrías estar experimentando hinchazón de vientre:


1. Estreñimiento

El estreñimiento es una causa muy común de distensión abdominal debido a que la acumulación de materia fecal en el colon produce hinchazón en el vientre. Las heces atascadas en el colon pueden producir más cantidad de gas, lo que provoca molestias abdominales. Este problema puede ocurrir cuando el cuerpo tiene poca agua o fibra, o ambas cosas. En este caso, los intestinos tienen dificultad para mover los desechos, lo que pueden dar lugar a retortijones al tratar de luchar con la presión acumulada en su interior.


2. Comer demasiado o muy rápido

Cuando tu sistema digestivo tiene que trabajar más para digerir y descomponer los alimentos que comes en un corto período de tiempo puedes experimentar algunos de síntomas como retortijones o hinchazón. Por otro lado, puede acumularse gas en el tracto digestivo cuando los alimentos que no se han digerido correctamente y se descomponen en el intestino, o cuando tragas demasiado aire mientras comes.


3. Estrés y Ansiedad

El estrés no es la causa de todos los episodios de hinchazón abdominal, sin embargo, cuando la hinchazón se acompaña de otros síntomas como el nerviosismo o la ansiedad, es posible que exista una asociación entre ellos. Algunas de las causas de esta conexión son:

  • Una digestión afectada: La ansiedad y el estrés pueden afectar a una parte del cerebro que regula la digestión. El estrés interfiere con nuestros procesos gastrointestinales normales y con la secreción de jugos gástricos. Además, este altera el equilibrio hormonal y de nuestros neurotransmisores. Esto puede crear un entorno donde los alimentos no pueden ser digeridos correctamente, lo que lleva a la formación de gases y a la hinchazón abdominal.
  • Hiperventilación: La hiperventilación se produce cuando se respira más aire del que se necesita. Este problema puede ocurrir cuando estamos muy ansiosos o durante ataques de pánico. Como resultado del aire adicional en el estómago, pueden producirse gases e hinchazón.


4. Alimentos que producen Gas e Hinchazón


  • LEGUMBRES Y COLES (Brassica oleracea):

Las legumbres contienen rafinosa, que es un azúcar que no es digerido en el intestino delgado, que luego se pasa al intestino grueso y allí es fermentada causando gases y distensión abdominal. La rafinosa también está presente en alimentos como la col, las coles de Bruselas y el brócoli. Para comer estos alimentos, es mejor ponerlos en remojo en agua durante una hora (o mejor una noche) antes de cocinarlos para reducir estos azúcares causantes de gas, siempre asegurándote de desechar el agua de remojo.

  • ALIMENTOS QUE CONTIENEN FODMAP

FODMAPs (Fermentable, Oligosacáridos, Disacáridos, Monosacáridos y Polioles): son un conjunto de alimentos, todos carbohidratos, que algunas personas pueden no digerir bien. Debido a que los alimentos FODMAPs se absorben mal, se quedan en el intestino donde se fermentan y producen un exceso de gas, lo que provoca hinchazón y dolores de estómago. Cuando se trata de FODMAPs, algunos individuos son más sensibles que otros, en cuyo caso algunos compuestos específicos de FODMAP se podrían eliminan de la dieta para mejorar los síntomas. La gama de alimentos clasificados como FODMAPs es muy amplia, por lo que consulta con tu médico o un experto en salud antes de eliminarlos completamente de tu dieta. 


5. Una Dieta Vegana o Vegetariana


Una dieta vegana o vegetariana NO conduce a problemas digestivos o de hinchazón de abdomen. Sin embargo, en algunos casos podría existir una conexión entre el veganismo/veganismo y la hinchazón abdominal, principalmente debido a que su dieta es alta en:

  • FIBRA: La dieta vegana y vegetariana son normalmente muy altas en fibra (frutas, verduras y legumbres). Aunque la fibra es importante para mantenernos regulares y conlleva numerosos beneficios para la salud, una dieta demasiado rica en fibra puede causar algo de hinchazón. Las personas que inicialmente hacen la transición a una dieta vegana o vegetariana tienden a señalar problemas intestinales como estreñimiento, hinchazón o diarrea, sin embargo, estos síntomas tienden a desaparecer después de unas pocas semanas. Si eres vegetariano/vegano y no consumes una cantidad excesiva de fibra, especialmente legumbres, y sufres de demasiados gases o hinchazón, tus problemas pueden tener otro origen.
  • FODMAPs: Una dieta vegana puede ser a menudo alta en carbohidratos. En ese caso, es más probable que consuman ciertos alimentos que contienen FODMAPs ya que estos se encuentran en los carbohidratos. Como ya he señalado en la sección anterior, los FODMAPs no son bien digeribles para algunas personas y a menudo se asocian con síntomas digestivos como gas, hinchazón, diarrea y estreñimiento. 


5. Intolerancia a la lactosa


La intolerancia a la lactosa es la intolerancia alimentaria más común. La intolerancia a la lactosa es diferente de una alergia. Una alergia es causada por la reacción del sistema inmunológico a un determinado alérgeno y una intolerancia, por otro lado, es causada por la incapacidad del sistema digestivo para digerir los alimentos. Muchas personas tienen un bajo contenido de una enzima digestiva llamada lactasa, que se utiliza para descomponer la lactosa de muchos productos lácteos. Sin esta enzima, la lactosa entra en el intestino grueso y causa los típicos síntomas de malestar gastrointestinal (diarrea, gases y distensión abdominal). Si tienes dificultades para entender las diferencias entre una alergia, una intolerancia y una sensibilidad alimentaria, accede a la entrada de mi blog al respecto aquí.


6. Gluten


  • ENFERMEDAD CELIACA

La enfermedad celíaca es una condición autoinmune en la que el sistema inmunológico ataca el revestimiento del intestino destruyendo sus vellosidades. Cuando las vellosidades están dañadas, el cuerpo es incapaz de absorber los nutrientes de los alimentos. La enfermedad celíaca puede causar síntomas como dolor de estómago, hinchazón, fatiga y cansancio extremo, anemia, migrañas, depresión (y otros síntomas de salud mental), pérdida o aumento de peso inexplicable y muchos otros síntomas no relacionados con el sistema digestivo. La enfermedad celíaca es muy peligrosa ya que puede causar linfomas intestinales y otros cánceres gastrointestinales. La prueba diagnóstica para la enfermedad celiaca requiere que se consuma gluten regularmente durante al menos 12 semanas antes de realizarse.


  • SENSIBILIDAD AL GLUTEN

Aunque existe una controversia sobre lo que ocurre exactamente en el cuerpo de una persona con sensibilidad a los alimentos, parece que la exposición a alimentos específicos puede crear una reacción inmunológica (IgG) que puede producir síntomas relacionados con el sistema digestivo (dolor de estómago, gases, hinchazón, diarrea, estreñimiento) y otros no relacionados (fatiga, dolor en las articulaciones, dolores de cabeza o migrañas). La mejor manera que tenemos hoy en día para averiguar si tenemos una sensibilidad al gluten es una dieta de eliminación, un proceso de observación y experimentación cuidadosa donde eliminamos el gluten de la dieta de dos a cuatro semanas, para luego reintroducirlo observando los síntomas. Sin embargo, es importante haber realizado anteriormente la prueba diagnostica para la enfermedad celíaca, porque si se ha dejado de consumir gluten durante un período de tiempo los resultados no serán fiables.


7. Candidiasis intestinal


El sobrecrecimiento de la cándida intestinal es muy común y produce síntomas como hinchazón, estreñimiento, sarpullidos, infecciones por hongos, y fatiga entre otros. La hinchazón abdominal es causada por el exceso de levaduras o hongos que impacta en el microbioma intestinal. El exceso de cándida puede iniciar un proceso de fermentación en el intestino que produce sonidos digestivos, hinchazón y malestar abdominal. Si quieres saber más sobre la candida intestinal en la entrada de mi blog aquí.


8. Sobrecrecimiento de Bacterias en el Intestino Delgado (SIBO):


SIBO es una condición en la que las personas desarrollan un exceso de bacterias en el intestino delgado que conduce a una hinchazón y distensión abdominal severa. SIBO es difícil de diagnosticar debido a que los métodos de diagnóstico actuales no están muy desarrollados. Sin embargo, cuando se identifica el SIBO, puede ser controlado a través de una combinación de cambios en la dieta y antibióticos, preferiblemente "antibióticos" naturales o compuestos antibacterianos naturales.

9. Otros trastornos gastrointestinal


  • SÍNDROME DEL INTESTINO IRRITABLE (SII): o también conocido cómo el sindrome del colón irritable, se define como un grupo de síntomas intestinales que típicamente ocurren juntos. Los síntomas del SII varían en severidad y duración de persona a persona. Algunos síntomas del SII incluyen, pero no se limitan a: calambres, dolor abdominal, hinchazón, gases, estreñimiento y diarrea. Se ha encontrado de hinchazón abdominal en hasta el 96% de los pacientes con SII.
  • ENFERMEDADES INFLAMATORIAS DEL INTESTINO (EII): se define como un grupo de desórdenes intestinales que causan la inflamación prolongada del tracto digestivo. Las dos formas principales de EII son la enfermedad de Crohn y la Colitis Ulcerosa. En la enfermedad de Crohn, la inflamación puede producirse en cualquier lugar a lo largo del tracto digestivo, sin embargo suele localizarse en la parte inferior del intestino delgado y en la parte superior del colon. En la colitis ulcerosa, la inflamación suele producirse sólo en el intestino grueso, incluidos el recto y el ano. Ambas formas principales de EII a menudo pueden causar hinchazón y gases.


10. Otras posibles causas


  • BEBIDAS CON GAS: Los refrescos, el agua con gas y otras bebidas gaseosas pueden aumentar significativamente la cantidad de aire que tragas. Cuando el aire entra en el tracto digestivo, tiene que pasar de alguna manera. Esto provoca eructos y también puede aumentar la cantidad de gas que pasa intestino.
  • CHICLES: funcionan de una forma similar a las bebidas carbonatadas, aumentando la cantidad de aire que tragas.
  • DULCES: A medida que el azúcar se procesa en nuestro intestino, parte de él puede ser fermentado por bacterias en en intestino grueso, causando hinchazón, gases y retortijones.
  • EDULCORANTES ARTIFICIALES: Muchos edulcorantes artificiales están hechos de alcoholes de azúcar, como por ejemplo el sorbitol que es famoso por causar hinchazón, cólicos e incluso diarrea.
  • ALCOHOL: El exceso de alcohol puede dañar el revestimiento del estómago, resultando en dolor, retortijones y diarrea.


Accede a mi blog sobre Cómo Prevenir y Tratar la Hinchazón de Vientre para encontrar algunas formas efectivas de reducir tus problemas.


Déjame ayudarte a crear un plan nutricional y de estilo de vida que te ayude a alcanzar tus objetivos.